viernes, 23 de octubre de 2015

3ª PARTE

Hola, ya os dejo aqui la 3ª parte y ultima del comic 

Suscribete a mi blog y no te pierdas nuestros post.










domingo, 18 de octubre de 2015

miércoles, 7 de octubre de 2015

Os presento la primera parte de una pequeña historia. 
Ha sido diseñada en exclusiva para #Manicura DeBelén​, 
por el ilustrador #Alejandro Rosique.

Continuará......

lunes, 7 de septiembre de 2015

Extensión de Uña con Gel Bio Sculpture

Con la técnica Bio Sculpture conseguimos extensiones 
finas, delicadas y muy muy fáciles de hacer. 
Solo se necesita un curso de formación y un poco de práctica.
En este video puedes ver como las realizamos. 

lunes, 31 de agosto de 2015

¿Que es un Hidrolato o Agua Floral?

¿QUÉ ES UN HIDROLATO O AGUA FLORAL?


Un hidrolato es el agua floral resultante del proceso de destilación por vapor del aceite esencial de una planta.
Casi todas las “aguas florales” que encontramos en los establecimientos convencionales no son verdaderos hidrolatos o aguas florales, sino simplemente agua a la que se le han añadido conservantes, colorantes y fragancias sintéticas.
Por eso es  necesario saber leer las etiquetas y  entender la lista de ingredientes que contiene pues sólo conociendo la composición de todos nuestros productos podremos asegurarnos su calidad e inocuidad.
La mayor parte de los aceites esenciales se consiguen a través de un proceso llamado destilación. Para ello, se introduce dentro de un alambique la parte de la planta de la que se obtiene el aceite esencial junto con agua para que, al calentarse, el vapor del agua arrastre los aceites esenciales de la planta. Una vez arrastrados por el vapor, cuando se enfría, la diferencia de peso molecular entre el agua y el aceite, hace que el aceite esencial quede arriba y el agua debajo. Ese agua restante del proceso de destilación es lo que se conoce como hidrolato o agua floral, que posee las mismas propiedades que el aceite esencial, pero mucho menos concentradas.

¿Para qué podemos usar los hidrolatos?

Como tónicos capilares y faciales:  los hidrolatos son excelentes tónicos, relajan la piel y en general equilibran la circulación sanguínea. Pueden utilizarse como tónico facial sobre la piel limpia antes de ir a dormir, o para recuperar la frescura de la piel después de tomar el sol o para lucir más resplandeciente.
Limpiador facial: sobre una piel sin maquillaje, podemos aplicar agua floral para eliminar sus impurezas, exceso de grasa o toxinas.
Como agua de plancha: si se pone un cantidad pequeña de agua floral en el agua de la plancha, la ropa cogerá un suave aroma a flores.
Como perfume ligero: si no te gustan los aromas comerciales y te gusta un olor más natural para tu cuerpo, pelo u hogar, los hidrolatos serán tu mejor opción.
Elixir bucal: existen hidrolatos ideales para combatir la halitosis y prevenir la placa bacteriana.
Tónico capilar: son ideales para recuperar el cuero cabelludo castigado y tonificar el pelo. Previenen la caída del cabello, el exceso de grasa o la descamación (caspa), ya que ayudan a equilibrar el PH del curo cabelludo.
Mascarillas: también se pueden utilizar para preparar mascarillas, y en vez de usar agua corriente, usar un agua floral que le otorgará todas sus propiedades y le dará un valor añadido.
Fricciones: se pueden utilizar para masajear o friccionar el cuerpo para mejorar la circulación sanguínea, descansar la musculatura o prevenir la aparición de varices.
  
Existen infinidad de hidrolatos, pero destacamos 3 por sus múltiples propiedades y su eficacia:
Agua de Romero: Mejora la circulación de la sangre, descongestiona y relaja por ejemplo, las piernas cansadas. Alivia las molestias musculares. Es estupendo como tónico facial para pieles grasas y es un tónico capilar ideal para mejorar el cuero cabelludo, cabellos grasos o caída excesiva del cabello.
Agua de Rosas: Es el hidrolato más exquisito y delicado. Es un excelente tónico indicado para todo tipo de pieles, sobre todo, para pieles finas y delicadas. Pulverizar el rostro a cualquier hora del día, sentirás una sensación relajante y descongestionante. Se obtiene a partir de la Rosa damascena.
Agua de Lavanda: Tónico facial para todo tipo de pieles, sobre todo cutis sensibles con tendencia al enrojecimiento. Ideal para aromatizar la ropa o la estancia infantil. Calma los nervios y la ansiedad. Si pulverizas el cuarto donde duermes descansarás mejor.